CUT continúa sustentando la no aceptación del ingreso de Colombia a la OCDE

CUT continúa sustentando la no aceptación del ingreso de Colombia a la OCDE

Bogotá, 20 de Febrero de 2017

En la reunión de este 20 de febrero en París, la CUT a través del director del Departamento de Relaciones Internacionales, Diógenes Orjuela, continuará sustentando la no aceptación del ingreso de Colombia a la OCDE.

La CUT ha sostenido que en Colombia continua la informalidad laboral y subcontratación, en donde se ha producido un fuerte retroceso con la expedición en abril de 2016 del decreto 583, sin una discusión previa con las centrales de trabajadores, el cual legalizó la tercerización y los contratos a corto plazo en las actividades misionales, quitando la posibilidad legal al trabajador de defenderse.

En cuanto al tema de inspección laboral, en el año 2014, en la 103 conferencia de la OIT aunque no hubo conclusiones, Colombia estaba incluido en la lista de países llamados por la Comisión de Normas por violación al convenio 81 sobre inspección laboral.

El incremento en las formas atípicas de tercerización como las Cooperativas de Trabajo Asociado-CTA y sus mutaciones a Sociedades por Acciones Simplificadas-SAS, contratos sindicales o falsos sindicatos y pactos colectivos han llevado a un serio retroceso en materia de negociación colectiva.

Por otra parte, si bien es cierto que han disminuido los asesinatos contra sindicalistas, no ha desaparecido esta práctica. En el gobierno del presidente Santos se ha producido 149 asesinatos, 17 de ellos el año anterior. Los documentos demuestran una impunidad superior al 90% a pesar de los constantes requerimientos de la comunidad internacional. Lo grave es que han aumentado las amenazas, destierros, exterminio de organizaciones sindicales y acciones violentas contra el derecho de asociación y negociación colectiva, todo lo anterior sumido en la mayor impunidad e inoperancia de la justicia penal y la inspección laboral.

Por tal razón, la CUT considera que no se debe continuar el trámite de ingreso de Colombia a la Organización de Cooperación al Desarrollo Económico OCDE, por cuanto a pesar de los fuertes requerimientos que se le han hecho al gobierno colombiano, desde las recomendaciones de la Comisión de Alto Nivel de la OIT en 2011, y otros organismos internacionales en estos últimos 5 años, el gobierno mantiene la posición de ignorar totalmente todo lo que implique garantizar el trabajo decente, la plena libertad sindical y frenar la violencia antisindical.

Al respecto Diógenes Orjuela dijo que “nuestros argumentos cobran más vigencia con el pasar de los años puesto que hay una expresión internacional muy amplia, desde el Departamento de Trabajo de Estados Unidos, el Ministerio de Trabajo de Canadá, el informe de la Comisión de Expertos de la OIT, el informe del Comité de Derechos Humanos de la ONU, los comentarios de las centrales y las memorias del gobierno en la OIT, que demuestran que Colombia no da señales de cumplimiento sobre las exigencias que se están haciendo hace más de 5 años en materia de libertad sindical, respeto de los derechos laborales, utilización de la tercerización laboral, eliminación de los contratos sindicales y pactos colectivos, de resolver el problema de impunidad frente a los asesinatos de sindicalistas y los ataques a la libertad sindical”.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ocho − 7 =