Inicio Sindicatos Negociación colectiva en Ecopetrol

Negociación colectiva en Ecopetrol

940
0

Arrancó negociación colectiva en Ecopetrol 

—Pliego de la USO incluye puntos clave de política petrolera nacionalista respetuosa de las comunidades y el medio ambiente—

La que se considera la convención colectiva más importante del país, referente obligado para el movimiento sindical: la que se negocia entre Ecopetrol y la Unión Sindical Obrera (USO), arrancó la mañana de hoy lunes 14 de julio en las instalaciones del Club de Ecopetrol en Bogotá.

Es una convención que la USO espera pactar a 2 años, y no a 5 como la última que negoció en el 2009, con base en un pliego de peticiones compuesto de 118 artículos, 68 de ellos vigentes en la convención actual y 50 nuevos, éstos con un alto contenido político, más allá de reivindicaciones meramente económicas, pues tocan con una política petrolera más benéfica para la economía del país, con acciones concretas y efectivas de protección medio ambiental y medidas que impacten positivamente la calidad de vida de las comunidades donde opera la petrolera estatal y sus empresas filiales.

“Si bien hay unos puntos de mejoras en las prestaciones y salarios de los trabajadores, el pliego lleva todo un contenido político, una bandera de lucha que refleja la posición nacionalista y de soberanía que siempre ha tenido nuestra organización en 91 años de historia”, dijo a esta agencia de información Edwin Castaño, presidente de la USO.

Algunos puntos importantes que la USO lleva a la mesa de negociaciones como reivindicación para los trabajadores son: eliminación y no convocatoria a nuevos pactos colectivos que violan el derecho de asociación y discriminan a los trabajadores; contratación directa de los tercerizados que cumplen funciones misionales; vigilancia de las condiciones laborales de trabajadores contratados para labores temporales o no misionales; regulación de los sistemas de contratación de las compañías contratistas para garantizar transparencia y cumplimiento de las leyes; ajuste salarial que reconozca los ingresos que los trabajadores del petróleo han dejado de percibir; y reparación del daño que ha sufrido la USO por cuenta de la violencia antisindical.

El grupo negociador de la USO está integrado por 16 personas, más dos asesores por parte de la junta directiva nacional, un asesor de la CUT y otro por Fundaenergética. Un grupo similar integra la comisión por parte de Ecopetrol.

Otro hecho significativo que resalta Edwin Cataño, es el lobby que las directivas de la USO, de consuno con sus aliados políticos, debieron hacer para que Ecopetrol retirara el contrapliego que presentó el mismo día que el sindicato presentó su pliego.  Además destacó el proceso preparatorio que la USO ha seguido para enfrentar esta nueva negociación colectiva, en la que ha contado con la asesoría de la Corporación Aury Sara Marrugo, la Escuela Nacional Sindical, entre otras.

Contamos con la fuerza de los trabajadores, el apoyo de las comunidades, la incidencia política que tiene nuestra organización sindical, y el apoyo férreo de los trabajadores tercerizados, que esperan y buscan su vinculación directa”, agregó el presidente de la USO.

De acuerdo con la valoración económica del pliego presentado por la USO, comparada con los ingresos operacionales de Ecopetrol, se tiene que los costos laborales son $1.1 billones, o sea 1.9 puntos porcentuales con respecto a los $62.5 billones de ingresos operacionales del ente estatal. O sea que cada trabajador generó $2.500 millones de riqueza. Con base en estos cálculos la USO formuló los puntos de reivindicación económica y beneficios para los trabajadores convencionados; que además quiere hacer extensivos al resto de trabajadores si logra que Ecopetrol elimine el Acuerdo 01, que es un pacto colectivo disfrazado de acto administrativo; pacto contra el cual recientemente la USO entabló querella.

Puntos relacionados con la política petrolera 

“El petróleo colombiano ha dejado de ser fuente de riqueza, orgullo y bienestar para el país, los habitantes de las regiones productoras y los trabajadores, y se está convirtiendo en recurso expoliado al pueblo colombiano en procesos de explotación que irradia tristeza, violencia, daños ambientales y pobreza”, se lee en la presentación que esta mañana hizo la USO en la instalación de la mesa de negociación.

En ese sentido, uno de los puntos importantes del pliego, y que tendría un papel decisivo en los próximos dos años, es el tema de las reversiones de los contratos de Ecopetrol con compañías multinacionales. En el 2015 se revierte el campo Santa Ana, en Putumayo, operado por Gran Tierra Energy, que produce 12.500 barriles de crudo, y el campo Matachines, en Purificación, Tolima, del que se extraen 10 mil barriles. Y en 2016 revierteCampo Cupiagua y Campo Rubiales, compañía que ya determinó no continuar con la prórroga del contrato.

En la convención quedaría incluido en el tema de campos nuevos y reversiones, y los trabajadores que en ellos operen serán arropados con la nueva convención colectiva”, precisó el presidente de la USO.

Asimismo, la USO pide que se hagan las inversiones necesarias en las refinerías de Orito y Apiay, que representan una gran oportunidad de ser proveedoras del asfalto que requieren los proyectos de infraestructura vial que ha concesionado el gobierno en las vías de la prosperidad, de la montaña y las 4G.

Propende además por la unidad de empresa en todas las compañías del Grupo Empresarial Ecopetrol, para que respondan a los intereses nacionales de mejorar la producción, explotación, transporte y exportación del crudo y sus derivados; y para que la convención colectiva se extienda a las empresas filiales y subsidiarias, que son 26, tanto nacionales como internacionales.

Tenemos documentos que prueban que Ecopetrol tiene participación mayoritaria en estas empresas y por tanto se les debe hacer esta extensión. Ya empezamos procesos en ese sentido en los casos Propilco y Comain en Cartagena, vamos a continuar con Reficar y luego daremos el salto a las demás empresas”, afirmó Edwin Castaño.

En el pliego hay un punto de discusión para que se abra un espacio de diálogo en lo relativo a los precios de los combustibles. “La derogatoria de la resolución que obliga a las refinerías a fijar un precio internacional y rebaja el precio de los combustibles, incide positivamente en la economía nacional. Bajarían los fletes, peajes, los insumos agrícolas, etc.”, opinó Castaño.

Tema de los tercerizados

La USO calcula en 35 mil los trabajadores tercerizados en Ecopetrol, muchos de ellos en labores misionales permanentes y directas. Su propuesta va encaminada a que la empresa sea coherente con la aplicación de la ley 1429 de 2010, y una buena parte de ese personal que tiene tercerizado lo contrate directamente en mejores condiciones.

“Ecopetrol puede ser empresa modelo en Colombia y Latinoamérica en la generación de empleo digno y decente, lo cual también redundaría en el crecimiento y fortalecimiento del sindicato”, dijo el directivo de la USO, y agregó que la pretensión es que por lo menos se vinculen directamente los cerca de 3 mil trabajadores tercerizados que hoy hacen tareas misionales en el área de mantenimiento en los oleoductos y estaciones.

El tema ambiental

Es la primera vez que el tema ambiental aparece con tanta preponderancia en el pliego de la USO, tema en el cual espera jugar un papel importante y lograr que Ecopetrol sea una empresa socialmente responsable con las comunidades y con el medio ambiente.

“El tema ambiental es primordial. Lo que pasó en el Casanare este año con la crisis de la sequía, nos abrió los ojos sobre la responsabilidad de las compañías petroleras en ese desastre. Estamos por una política que sea petróleo sí, pero no así”, dijo Castaño, al referirse al tema, el cual se liga con la responsabilidad social que tiene Ecopetrol con las comunidades donde opera, las cuales se ven perjudicadas por los vertimientos nocivos y contaminación de los ríos y aguas subterráneas. Además las nuevas tecnologías extractivas, como el fracking y la combustión en situ, representan riego por las altas cantidades de agua que requiere y los químicos que usan.

Nos toca incidir en el alto gobierno, de la mano de las comunidades y las ONG, para poner en tela de juicio todas esas prácticas contra el medio ambiente, punto importante también porque lo que en materia ambiental haga Ecopetrol, es pauta para las multinacionales que explotan nuestros recursos”, puntualizó el presidente de la USO.

Reparación colectiva de la USO 

En su historial la USO cuenta 106 dirigentes y trabajadores asesinados en razón a su actividad sindical, algunos desaparecidos y la mayoría sin esclarecer, en la impunidad. Ese tema también hace parte de la negociación.

Para la USO la reparación se trata de justicia y de verdad, más que un asunto económico. Nada se sabe de los crímenes de Aury Zara Marrugo, Rafael Jaimes, William Hualer de Tibú, desaparecido, entre muchos más  Necesitamos que salga a flote la verdad de lo que pasó y de quiénes estuvieron detrás de los asesinatos”, dijo Castaño, quien reveló que con Ecopetrol se ha avanzado en el tema de reparación y memoria histórica.

Ahora queremos que se incluya en la convención un articulado que también se le entregue al gobierno nacional para que la Fiscalía y los entes de investigación entreguen resultados”, precisó.

Las comunicaciones en el día a día

Esta vez la USO ha tomado muy en serio el papel decisivo de unas buenas comunicaciones internas con sus bases, y externa con la opinión nacional, dijo a este medio José Marín, secretario de comunicaciones de la USO, 

Se diseñó una estrategia para mantener a los trabajadores informados sobre la marcha de la negociación, un plan de comunicaciones enfocado en que los trabajadores, primero que todo, conozcan el pliego y cómo pueden defenderlo, utilizando para ello las nuevas tecnologías y las redes sociales, y también comunicación escrita, con la idea de que en las regionales cada trabajador se vuelva multiplicador.

Además se creó una cuenta de correo institucional de la USO en la red de Ecopetrol (intranet), lo que les permite llegar a todos los rincones donde haya trabajadores, y así éstos estén enterados de lo que ocurre en mesa de negociación, señaló José Marín.

Y a la opinión pública queremos decirle que elevamos un pliego de peticiones que lleva puntos que no solo favorecen el bolsillo de los trabajadores, sino al pueblo colombiano en general, temas de política petrolera, para que así ganemos todos: Ecopetrol, el país, los trabajadores y las comunidades”, agregó.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here